Empresas internacionales

¿Por qué la gente hace cola por una inauguración?

Hacer colas a la puerta de un establecimiento es un fenómeno que se percibe en un consumidor que se deja llevar por las emociones y expectativas ante lo desconocido. Además el estreno es sinónimo de nuevo servicio, buenas ofertas y atención inmediata. Sabemos que no es agradable hacer colas porque desata ansiedad, estrés e impaciencia. Recientemente se llevó a cabo en Madrid la inauguración de la primera tienda física de Aliexpress en Europa y el público se mantuvo dos días en cola para conocer la tienda, poder adquirir sus productos y hasta llevarse un obsequio.

¿A qué se debe esto?

 

El experto en comportamiento del consumidor y marketing de la compañía Inese Fernando Carruesco expuso ante lo sucedido en Aliexpress que varios fueron los hechos que motivaron tal actitud de los usuarios y muchos emprendedores deberían apreciarlo.

En primer lugar, porque especialmente a los seres humanos le atrae lo novedoso. Experimentan una emoción única que se graba en la memoria. «Xanadú es el primer comercio físico abierto en toda Europa por Aliexpress y ha sido todo un suceso al que pocos pudieron concurrir». En segundo lugar, para Aliexpress haberse posicionado tan bien en el público es motivo de satisfacción, sobre todo porque es una marca chollo que ofrece productos sobresalientes a un conglomerado.

Para Carruesco lo gratuito llama mucho la atención e impresiona por la oportunidad que se puede obtener. Es otra clave, una estrategia de dar recompensas asumiendo un riesgo. Está comprobado que dando gratis algo al público, este gasta más dinero del que tiene. «El cerebro agradece los detalles que se reciben y los devuelve«.

El especialista considera que debemos estar pendientes de cómo tú deseas posicionar el negocio y el costo de los productos entra en juego.»Precios baratos si vas a la masa y caros si te ubicas en el mercado del lujo».

Tres mil personas soportaron la fila para en entrar primero al local de Aliexpress y únicamente 500 recibieron un regalo (un móvil de 190€). Sin embargo no influyó para que el resto aguardara en la cola, soportando dos días completos. Un cliente dijo que “valió la pena”. Carruesco basándose en la psicología conductista señala: “Aquello que suele ser fastidioso o cansón pero termina bien, se olvida rápidamente la incomodidad que produjo y lo negativo”.

Finalmente, ante una incertidumbre se tiende a imitar un comportamiento. Vemos a unas personas correr por conservación, hacemos lo mismo. Observar la cola kilométrica causó ese efecto y un interés inconsciente. Los individuos toman decisiones sin pensar, como en este caso comprar un artículo que se necesite o no. Lo lógico era comprobar si se tenía la posibilidad de lograr el obsequio, caso contrario retirarse y volver otro día. “Definitivamente actuamos irracionalmente”, concluyó.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *